Saltar al contenido

Que funcion cumple la luz solar en las plantas

Que funcion cumple la luz solar en las plantas

¿Por qué las plantas necesitan la luz del sol para realizar la fotosíntesis?

Cuando tienes hambre, coges un bocadillo de la nevera o de la despensa. Pero, ¿qué pueden hacer las plantas cuando tienen hambre? Probablemente sepas que las plantas necesitan luz solar, agua y un hogar (como la tierra) para crecer, pero ¿de dónde sacan el alimento? La fabrican ellas mismas.

Al igual que tú, las plantas necesitan tomar gases para vivir. Los animales toman gases a través de un proceso llamado respiración. Durante el proceso de respiración, los animales inhalan todos los gases de la atmósfera, pero el único gas que se retiene y no se exhala inmediatamente es el oxígeno. Las plantas, sin embargo, absorben y utilizan el gas dióxido de carbono

Importancia de la luz solar en el crecimiento de la planta en flor

Los organismos fotosintéticos son la principal fuente de todas las necesidades energéticas bióticas de un ecosistema. La fotosíntesis es el proceso por el que las plantas utilizan la energía de la luz para producir hidratos de carbono, como la glucosa, y oxígeno (véase la figura 1) a partir de dióxido de carbono y agua. La respiración, por su parte, es una serie de reacciones por las que las plantas utilizan las moléculas de glucosa producidas por la fotosíntesis para impulsar los procesos metabólicos y el crecimiento; este proceso también produce dióxido de carbono y agua (véase la figura 1).

Tanto la fotosíntesis como la respiración se producen dentro de las células vegetales. Durante el día, la fotosíntesis es el proceso dominante en las plantas. Esto significa que la planta produce más glucosa de la que utiliza durante la respiración. Por la noche, o en ausencia de luz, la fotosíntesis en las plantas se detiene y la respiración es el proceso dominante. La planta utiliza la energía de la glucosa producida para el crecimiento y otros procesos metabólicos.

El punto de compensación lumínica de las plantas es la intensidad de luz a la que la tasa de absorción de dióxido de carbono a través de la fotosíntesis se equilibra exactamente con la tasa de producción de dióxido de carbono a través de la respiración (véase la figura 2). También puede describirse como la intensidad de luz a la que la tasa de producción de oxígeno se equilibra exactamente con la tasa de consumo de oxígeno.

Qué parte de la planta necesita luz solar

Imagen compuesta que muestra la distribución global de la fotosíntesis, incluyendo tanto el fitoplancton oceánico como la vegetación terrestre. El rojo oscuro y el verde azulado indican las regiones de mayor actividad fotosintética en el océano y en la tierra, respectivamente.

Aunque la fotosíntesis se realiza de forma diferente en cada especie, el proceso siempre comienza cuando la energía de la luz es absorbida por unas proteínas llamadas centros de reacción que contienen pigmentos/cromóforos verdes (y otros de color). En las plantas, estas proteínas se encuentran en el interior de unos orgánulos denominados cloroplastos, que son los más abundantes en las células de las hojas, mientras que en las bacterias están incrustadas en la membrana plasmática. En estas reacciones dependientes de la luz, se utiliza una parte de la energía para despojar de electrones a sustancias adecuadas, como el agua, produciendo gas oxígeno. El hidrógeno liberado por el desdoblamiento del agua se utiliza en la creación de otros dos compuestos que sirven como almacenes de energía a corto plazo, permitiendo su transferencia para impulsar otras reacciones: estos compuestos son el nicotinamida adenina dinucleótido fosfato reducido (NADPH) y el adenosín trifosfato (ATP), la “moneda energética” de las células.

¿Cuál es el papel de la luz solar en la fotosíntesis?

La profesora Gabriela S. Schlau-Cohen (centro) y los estudiantes de posgrado Raymundo Moya (izquierda) y Wei Jia Chen trabajaron con colaboradores de la Universidad de Verona (Italia) para desarrollar una nueva comprensión de los mecanismos por los que las plantas rechazan el exceso de energía que absorben de la luz solar para que no dañe las proteínas clave. Los conocimientos adquiridos podrían conducir algún día a aumentos muy necesarios del rendimiento de la biomasa y los cultivos.

Las figuras de la izquierda y del medio ilustran el comportamiento de la fluorescencia de las proteínas LHCSR enriquecidas con Vio y Zea. Estas figuras muestran las distribuciones de probabilidad de la intensidad de la fluorescencia y la vida útil de los experimentos con cientos de proteínas LHCSR individuales enriquecidas con carotenoides Vio (izquierda) o Zea (medio). La figura de la derecha ilustra la respuesta de la fluorescencia a los cambios de pH. Esta figura muestra la respuesta de las proteínas enriquecidas con Vio cuando se las somete a un pH más bajo que el de la figura de la izquierda, lo que supone un aumento de la concentración de protones que reproduce las condiciones de la luz solar.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad