Saltar al contenido

Que funciones cumple el intestino grueso

Que funciones cumple el intestino grueso

Intestinos

El intestino grueso es la parte final del tubo digestivo y se divide en tres regiones: ciego, colon (regiones ascendente, transversal, descendente y sigmoidea) y recto. El intestino grueso está conectado al intestino delgado a través del esfínter ileocecal. Hay una rama en la región del ciego que da lugar al apéndice vermiforme, de unos 5 a 13 cm de longitud, que contiene muchos nódulos linfáticos. El intestino grueso se comunica con el exterior por el canal anal o ano. La región de transición entre el intestino grueso y la piel del ano se conoce como unión recto-anal. Aquí, el epitelio columnar simple se transforma en epitelio escamoso estratificado queratínico de la epidermis. En esta región hay dos esfínteres, el esfínter anal interno, que es la ampliación de la muscularis externa, y un esfínter anal externo formado por músculo estriado.

El intestino grueso no forma vellosidades ni pliegues circulares. Sin embargo, al igual que el resto del tubo digestivo, la pared del intestino grueso se divide en cuatro capas: mucosa, submucosa, muscularis y serosa.

¿Cuáles son las 3 funciones principales del intestino grueso?

El intestino grueso tiene 3 funciones principales: absorber agua y electrolitos, producir y absorber vitaminas y formar e impulsar las heces hacia el recto para su eliminación.

¿Cuál es la función del intestino grueso en el sistema digestivo humano?

El intestino grueso absorbe el agua y transforma los residuos de líquido en heces. El peristaltismo ayuda a mover las heces hacia el recto. El recto. El extremo inferior del intestino grueso, el recto, almacena las heces hasta que las expulsa por el ano durante la defecación.

Intestino grueso británica

El sistema digestivo está formado por el tracto gastrointestinal -también llamado tracto GI o tracto digestivo- y el hígado, el páncreas y la vesícula biliar. El tracto gastrointestinal es una serie de órganos huecos unidos en un tubo largo y retorcido desde la boca hasta el ano. Los órganos huecos que componen el tracto gastrointestinal son la boca, el esófago, el estómago, el intestino delgado, el intestino grueso y el ano. El hígado, el páncreas y la vesícula biliar son los órganos sólidos del aparato digestivo.

El intestino delgado tiene tres partes. La primera parte se llama duodeno. El yeyuno está en el centro y el íleon está al final. El intestino grueso incluye el apéndice, el ciego, el colon y el recto. El apéndice es una bolsa en forma de dedo unida al ciego. El ciego es la primera parte del intestino grueso. El colon es la siguiente. El recto es el final del intestino grueso.

Las bacterias del tracto gastrointestinal, también llamadas flora intestinal o microbioma, ayudan a la digestión. También ayudan partes de los sistemas nervioso y circulatorio. Trabajando juntos, los nervios, las hormonas, las bacterias, la sangre y los órganos del aparato digestivo digieren los alimentos y líquidos que comes o bebes cada día.

Intestino delgado y grueso

El intestino grueso es un órgano hueco y tubular con una longitud media de 1,5 metros. Está conectado a la región terminal del intestino delgado, llamada íleon, y se divide en cuatro regiones que son el ciego, el colon, el recto y el ano.

La función principal del intestino grueso es la reabsorción del agua, los electrolitos y las vitaminas que quedan en los alimentos no digeridos que pasan por el intestino delgado. Este órgano también se deshace de los productos alimenticios de desecho (heces) almacenándolos temporalmente en su extremo terminal, llamado recto, hasta que son excretados fuera del cuerpo a través del ano.

Función del colon

El intestino grueso, también conocido como intestino grueso, es la última parte del tracto gastrointestinal y del sistema digestivo en los tetrápodos. Aquí se absorbe el agua y el material de desecho restante se almacena en el recto en forma de heces antes de ser eliminado mediante la defecación[1] El colon es la porción más larga del intestino grueso, y los términos se utilizan a menudo indistintamente, pero la mayoría de las fuentes definen el intestino grueso como la combinación del ciego, el colon, el recto y el canal anal[1][2][3] Otras fuentes excluyen el canal anal[4][5][6].

En el ser humano, el intestino grueso comienza en la región ilíaca derecha de la pelvis, justo a la altura o por debajo de la cintura, donde se une al final del intestino delgado en el ciego, a través de la válvula ileocecal. A continuación, continúa como el colon ascendiendo por el abdomen, a lo ancho de la cavidad abdominal como el colon transverso, y luego desciende hasta el recto y su punto final en el canal anal[7] En general, en los seres humanos, el intestino grueso tiene una longitud de aproximadamente 1,5 metros, lo que supone una quinta parte de toda la longitud del tracto gastrointestinal humano[8].

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad